Cantidad y calidad de su cabello

En el cuero cabelludo del ser humano existe de forma natural una media de 100.000 cabellos, con pequeñas variaciones dependiendo de factores raciales y constitucionales.

De ellos, aproximadamente el 85% se encuentran en fase anágena (de crecimiento activo), dando lugar a cabello maduro, grueso, vigoroso, que crece a un ritmo constante de 1 cm./mes a lo largo de 2-6 años.

Otro 1-5% del cabello se encuentra en fase catágena o de  involución, que suele durar 2-4 semanas, el cabello que ha llegado al final de su periodo activo deja de crecer,  se inactivan las funciones biológicas del folículo y éste se encoje.

El 10-15% restante se encuentra en fase telógena o de reposo, dura 2-4 meses y en ella el pelo se desprende y el folículo se prepara para formar un nuevo cabello, y así iniciar una nueva fase anágena.Si en cualquier momento de la vida se realiza un estudio visual del cabello, se podrá apreciar que en sujetos sanos, sin alopecia, predomina en cualquier sector de la cabeza explorado una amplia mayoría de cabellos sanos, fácilmente identificables, y una pequeña proporción de cabellos más finos y cortos que corresponden a los cabellos de reciente aparición  en un nuevo ciclo.

Estos cabellos más pequeños nunca  superan en condiciones normales el 20% del total. Cuando esta proporción excede del 20%, nos encontramos ante un proceso de pérdida global de masa capilar, un balance negativo  que conduce de forma gradual a alguna forma de alopecia.

Gran parte de ese cabello fino corresponde entonces a cabello miniaturizado, es decir, a cabello en fase anágena que está enfermo y que está siendo adelgazado de forma patológica por los mecanismos que conducen finalmente a su caída y pérdida definitiva.

Dado que el 95% de las alopecias corresponden a la alopecia androgenética, existen tratamientos en la actualidad que administrados en fases incipientes permiten  recuperar el grosor y la calidad del cabello afectado, promoviendo la fase anágena y el crecimiento del pelo nativo, recuperando la masa capilar normal, y permitiendo que el pelo luzca sano y fuerte durante mucho tiempo.

 

Garantía de por vida

La moderna técnica del microtrasplante folicular (transplante de unidades foliculares en forma de micro-miniinjertos) está avalada científicamente a lo largo de una década de minuciosos estudios, el cabello transplantado le proporciona un cambio de imagen gradual, de forma natural y para toda la vida.

Al carecer de la información genética para la caída, este cabello crecerá sano y vigoroso en el lugar de su implantación y permanecerá ahí con la misma salud y calidad para siempre. Garantizado.

Aún cuando el proceso androgenético pueda extenderse a otras áreas y afectar  a nuevos cabellos que en un principio parecían sanos, el pelo transplantado no presentará jamás el fenómeno de la miniaturización, y se mantendrá con sus características naturales (grosor, ondulación, ritmo de crecimiento, etc.) a lo largo del tiempo.

En estos casos de alopecias progresivas, en evolución, suelen requerirse sesiones de microinjertos adicionales para cubrir las nuevas áreas afectadas que van surgiendo con el paso del tiempo.

En resumen, el microtransplante de cabello proporciona al paciente un cambio de imagen de forma natural, definitiva y sin necesidad de ningún tipo de mantenimiento posterior, constatable de manera objetiva al cabo de unos pocos meses.

“Pronto volverá a tener un cabello fuerte y natural”

 

Trucos para el cuidado de su pelo

  • No peine su cabello con cepillos de cerdas duras, use preferentemente los de cerdas flexibles.
  • Procure que la temperatura del agua no supere los 25º cuando lave su pelo.
  • Evite al máximo los secadores, a ser posible deje secar el pelo al natural.
  • Lave su pelo con la frecuencia adecuada para mantenerlo limpio. Si lo lava a diario, utilice productos suaves para uso frecuente. En caso de que padezca seborrea y/o caspa utilice los productos recomendados por profesionales.
  • No exponga el pelo a tratamientos agresivos como estiramientos enérgicos, rizados, extensiones, trenzados frecuentes o a la acción de productos agresivos, tales como tintes, mechas y permanentes, que usados por su cuenta de forma excesiva pueden dañar la fibra capilar, aunque no sean causa de caída. En tales casos déjese hacer por profesionales de la peluquería con experiencia.
  • Siempre que utilice productos de acción local, la técnica del masaje es importante para favorecer su absorción.
  • Mantenga una alimentación sana y equilibrada. Las dietas de adelgazamiento deben ser supervisadas por un médico, la mala alimentación aparte de conllevar otros riesgos, puede producir alopecia.
  • Evite las situaciones de estrés,  ya que pueden acelerar la caída del cabello.
  • Ante cualquier duda sobre la causa de su alopecia consulte siempre a un Especialista, que le hará un correcto estudio de su problema y le ofrecerá el tratamiento más idóneo para su caso.